Tendencias & Innovación

10 Verdades sobre el Marketing en Redes Sociales

blog


marketing-online-ccdsistemas

Hacer Marketing  se ha vuelto complejo, no sólo en las Redes Sociales, sino Marketing: estratégico, táctico y operativo.  Porque debemos pensar estrategias que integren y que creen sinergias en el mundo offline y online.  Pero mientras que el offline es lo conocido, es el mundo físico que habitamos, el online, además de ser nuevo, es  intangible y esto hace que no se pueda comprender con facilidad.

Esta dificultad nos lleva a simplificar lo que la economía virtual significa, y sólo vemos, detrás del soporte físico de Internet, una serie de nuevas herramientas para alcanzar nuestros objetivos (sitio web, tienda e-commerce, blog, redes sociales o adwords).

Vemos sólo fragmentos de un emergente mundo complejo para los negocios y corremos el riesgo de ignorarlo, o peor aún, de utilizar “alguna de las nuevas herramientas” con la lógica del Marketing offline: invierto en pauta gráfica y de paso posteo el aviso en las redes sociales, total, ¡es gratis!

Y es pensando desde esa lógica como se han arraigado algunos mitos sobre el marketing online y, en particular, sobe el marketing en las redes sociales que está costando mucho erradicar de la cabeza de directivos y clientes.

El propósito de este post es concienciar sobre la complejidad de la economía digital para que empiece a considerarse  Internet como un complejo mundo de negocios, que demanda conocimiento, profesionales, planificación y recursos.

Si bien los falsos mitos que se han construido son muchos más, aquí van las 10 creencias que están provocando fracasos, frustración  y permanentes malos entendidos.

 Las Redes Sociales:

  1. SON GRATIS. Lo único “gratis” es el uso de las plataformas como soporte. Crear una página o perfil implica trabajo profesional que tiene costo. Y es sólo el primer paso.  Generar contenidos, captar atención y conseguir conversiones también es trabajo profesional=costos.
  2. SON FÁCILES DE USAR. No sin conocimientos técnicos de todas las herramientas de gestión, administración y monitoreo.
  3. PUEDE GESTIONARLAS CUALQUIERA: Subirse a un escenario en un auditorio donde hay miles de personas captar su atención, interesarlas, entretenerlas y emocionarlas ¿puede hacerlo cualquiera? Tampoco la gestión de la comunicación en  las Redes Sociales.
  4. HAY RESULTADOS A CORTO PLAZO. Con una fuerte inversión (profesionales y publicidad) se puede conseguir en poco tiempo, solamente construir una comunidad. Pero llevará muchos meses ganar su confianza y construir un vínculo y relación que pueda dar como resultado una conversión.
  5. EL CONTENIDO NO ES IMPORTANTE. Logramos atraer con inversión a mucha gente ¿y ahora? Si no les proporcionamos contenido relevante sistemáticamente todos los días, se van.
  6. TENER MUCHOS SEGUIDORES ES LO IMPORTANTE. Si no logramos a través del contenido o la atención que ofrecemos que se enganchen, interactúen o consulten, el número de fans o seguidores no tiene ningún valor, y puede jugar en contra: a más gente decepcionada, frustrada y enojada, mayor riesgo de dañar la reputación de la marca.
  7. MI CONTENIDO SIRVE PARA TODO EL MUNDO. Si necesito que las audiencias se enganchen y participen, necesito generar contenido que atraiga a los diferentes segmentos (hombres, mujeres, adolescentes, etc.) y armar una planificación editorial equilibrada donde cada segmento se sienta convocado.
  8. SON SÚPER DIVERTIDAS. Que sean canales más informales y coloquiales para relacionarnos con nuestros públicos, no implica que sólo tengan que divertir. Necesitan ser relevantes por la información, la ayuda o el entretenimiento que ofrecen centrados siempre en los intereses de la audiencia.
  9. HAY QUE ESTAR EN TODAS. ¿Por qué? Ahora que sabemos que cuesta dinero abrirlas, gestionarlas y administrarlas, quizá podamos definir primero dónde están mis públicos y con qué estrategia puedo alcanzar mis objetivos allí donde los encuentro.
  10. NO PASA NADA SI METO LA PATA. ¿No pasa nada si meto la pata frente a miles y miles de personas? Y no hablo de cometer errores, que es humano, sino de pensar que los errores  que cometa en público una marca u organización, no tendrá consecuencias, por lo que no existen protocolos de gestión de crisis.

Es estresante aceptar que ya no alcanza con lidiar con el mundo físico para ganar en competitividad, sino que hay que aprender toda una nueva lógica para hacer negocios en un entorno intangible y –por ahora– desconocido.

Pero no es ignorando esta complejidad que vamos a encontrar en el camino.

 

 

Escrito por: Genoveva Purita

Compartir este blog