Project Management

¿Qué hay que saber de la ISO 21500?

¿Qué hay que saber de la ISO 21500?

La norma ISO 21500 ha sido escrita como una guía que busca orientar a las empresas en su gestión. De hecho, no contiene requisitos como tal y no está diseñada con fines de certificación. En este aspecto difiere de la norma ISO 9001 sobre sistemas de gestión de la calidad, que describe los procedimientos y sistemas que se recomiendan a las organizaciones para mejorar sus procesos o determinados aspectos de sus operaciones. No obstante, podría suceder que en un futuro próximo la norma se actualice y se encamine hacia la certificación. Mientras tanto, adecuarse a las recomendaciones que contiene genera importantes beneficios para las empresas.  

ISO 21500: 2012, Guía para la gestión de proyectos

La norma ISO 21500 da soporte a uno de los principales motores económicos mundiales: los proyectos. Según datos del Project Management Institute se prevé que para el año 2016 habrá 32,6 millones de empleados de todo el mundo trabajando en proyectos de diversa índole. Saber gestionar los proyectos es un asunto que adquiere cada vez una mayor importancia. ISO 21500 proporciona una descripción detallada y muy explicativa de los conceptos y procesos que se consideran relevantes en esta línea. Su objetivo es ayudar a Directores de Proyecto, principiantes o experimentados, a aplicar las mejores prácticas en la gestión de sus proyectos, mejorando los resultados de negocio y concluyendo sus misiones con éxito. La norma europea puede hacerse extensible a multitud de áreas, lo que amplía aún más su utilidad. Está diseñada para permitir su aplicación a :

  •  Cualquier tipo de organización: incluidas las organizaciones públicas, privadas o comunitarias.
  •  Proyectos de diversa índole: independientemente de su complejidad, tamaño y duración.
  •  Las ventajas de aplicar la ISO 21500
  •  Los beneficios de la aplicación de ISO 21500 en la organización incluyen:
  •  Fomentar la transferencia de conocimientos entre proyectos y organizaciones.
  •  Mejorar las condiciones deejecución de las distintas etapas de los proyectos.
  •  Facilitar los procesos de licitación y su eficiencia.
  •  Promover el usode una terminologíade gestión de proyectoscoherente.
  •  Aumentar la flexibilidad de los empleados de gestión de proyectos.
  •  Adecuar la capacidad de los equipos de proyecto para su trabajo en entornosinternacionales.

La norma europea proporciona principios universales de gestión de proyectos que ayudan a lograr objetivos de forma más sencilla. Además está diseñada para alinearse con las principales normas internacionales de sistemas de gestión de la calidad y de riesgos como:

  •  ISO 10006: 2003: que aporta directrices para la gestión de la calidad en los proyectos.
  •  ISO 10007: 2003: cuyo contenido orienta hacia una gestión de la configuración, también en el ámbito de la calidad.
  •  ISO 31000: 2009: en la que se contienen los más importantes principios y directrices sobre gestión de riesgos, completados por algunas normas específicas para algunos sectores.

En resumen, podría decirse que adecuarse a lo que dispone la norma ISO 21500 supone avanzar hacia la internacionalización, adaptándose a las nuevas condiciones de globalidad en los mercados; en un entorno de eficiencia y sostenibilidad que parte de una buena integración y una coordinación eficaz.

 

Ebook GRATIS: Etapas de un proyecto

Compartir este blog

Posts Relacionados

ISO 21500: enfoque e inspiración 

VER POST

Diferencias entre el PMBOK y la norma ISO 21500 

VER POST

Descubre el certificado ISO 9001 y sus futuros cam... 

VER POST