Project Management

PMP: plan, mentalidad y curiosidades del examen

¿Quieres ser PMP? ¿Tienes experiencia en el área del project management? ¿Puedes acreditar la formación y especialización suficiente como para ser elegible por el PMI (Project Management Institute)? ¿Has diseñado una estrategia que te ayude a prepararte para superar la prueba de certificación PMP? Si has respondido sí a todas estas preguntas estás un paso más cerca de ser Project Manager Professional. Mejora tus posibilidades con los consejos y recomendaciones que compartimos contigo en las siguientes líneas.

 

 

Plan de preparación para el examen PMP

Además de la preparación de un buen Máster especializado, cada candidato a PMP debe estudiar por su cuenta. En este estudio hay que recordar que la guía PMBOK es el libro de cabecera y que, la experiencia profesional como Director de Proyecto en ningún caso sustituirá a los contenidos de este libro. La mentalidad de un PMP ha estar configurada de una forma determinada, y así lo piensan en el PMI, por eso, contar con la experiencia y conocer el material no es suficiente.

El motivo es que el examen PMP está orientado hacia la capacidad de aplicar el material PMBOK en escenarios reales de gestión de proyectos. Para que esto suceda, para que en cualquier situación o circunstancia la respuesta sea la que el PMI calificaría de profesional para un cargo de tal responsabilidad, hace falta haber llegado a un punto de comprensión del PMBOK que implique el hacer propios los preceptos que allí se recogen.

Asumido este nivel de exigencia, el plan de preparación para el examen PMP podría definirse en base a los siguientes siete puntos:

1. Localizar un grupo de estudio, informal o dirigido, y participar en él. Esta decisión supone una importante ventaja a la hora de resolver las dudas que pueden surgir durante el estudio.

2.Estudiar la guía PMBOK de principio a fin (al menos dos veces) y recurrir también a lecturas complementarias, que completen la visión sobre las áreas que se crea conveniente.

3. Reservar en la agenda personal al menos tres meses, contando con que en este plazo se disponga al menos de un par de horas al día (de tiempo de calidad) para el estudio.

4. Fijarse un horario de estudio definitivo y cumplirlo, sin excepciones.

5. Evaluar el progreso mediante simuladores o respondiendo a preguntas de examen de PMP. Cuantas más veces, mejor.

6. Al alcanzar una puntuación media de, por ejemplo, 60% o más de respuestas correctas, comenzar a aumentar el nivel de dificultad de las cuestiones a responder.

7. Cuando se alcancen porcentajes satisfactorios de respuestas correctas, es momento de trabajar en el tiempo necesario para superar la prueba. Hay que minimizarlo y ello implica optimizar el tiempo de respuesta (la prueba PMP consiste en 200 preguntas que se deben poder contestar en un plazo máximo de 4 horas).

 

La mentalidad de un project manager: ¿estás preparado para ser PMP?

El dominio de los contenidos, métodos y términos que componen el PMBOK es imprescindible para pasar de ser Director de Proyecto a alcanzar la consideración de Project Manager Professional. quienes consiguen interiorizar las enseñanzas de esta guía pasan sin problemas el examen pero, para llegar a este nivel, al menos hay que tener claro lo que para el PMI es un project manager y lo que es la gestión de proyectos.

1. Project manager para el PMI es quien:

  • Tiene la responsabilidad de entregar el proyecto a tiempo y dentro del presupuesto.
  • Es capaz de colaborar con las partes interesadas a lo largo de todo el ciclo de vida del proyecto.
  • Actúa de forma proactiva en la identificación de problemas, resolución de conflictos y gestión del cambio.
  • Se ocupa del análisis de la viabilidad, del impacto y del riesgo en un proyecto.
  • Demuestra la habilidad necesaria para adaptar los procesos del PMBOK para satisfacer el alcance y las características de cada proyecto concreto.
  • Sabe cuándo y a quién debe consultar antes de tomar determinadas decisiones.

2. El PMI entiende la gestión de proyectos como el conjunto de tareas orientadas a:

  • La correcta planificación.
  • La estructuración del proyecto.
  • La definición del alcance de proyecto.
  • La designación de roles y responsabilidades.
  • La evaluación de las limitaciones y restricciones y el modo en que pueden afectar a la viabilidad del proyecto.
  • La gestión del riesgo y la elaboración de un plan de contingencia.
  • El cumplimiento del ciclo: planificar-hacer-verificar-actuar.
  • La gestión del cambio integrada.
  • La preocupación por el aseguramiento de la calidad.

Curiosidades acerca de la prueba de certificación PMP

Existen tres datos acerca de la certificación PMP que seguramente no conocías:

  •  Entre las curiosidades de la prueba de certificación PMP está la gran variedad de idiomas en que se puede obtener ayuda de forma gratuita durante el examen. En concreto más de diez lenguas consiguen traducción, sin costo adicional, siendo el español una de ellas. A nuestro idioma hay que sumar el francés, alemán, italiano,  japonés, portugués, chino (en 2 variedades diferentes), coreano, ruso, turco y hebreo.
  • El examen PMP puede llevarse a cabo en papel o mediante la modalidad telemática que facilitan los centros Prometric.
  • Otro dato interesante acerca de la certificación PMP es que debe ser renovada. Para ello se debe acumular una cantidad específica de PDUs por ciclo de certificación de tres años. La renovación conlleva un coste de 60 Dólares americanos para los socios del PMI y de 150 Dólares americanos para los no socios. Para conocer más acerca de este requisito de certificación continua se puede visitar la web del PMI.

Compartir este blog

Posts Relacionados

Certificado PMP: requisitos formativos 

VER POST

Cómo preparar tu examen PMP 

VER POST

Cómo obtener tu certificación PMP en España 

VER POST