Project Management

El éxito en la gestión de proyectos complejos

El éxito en la gestión de proyectos complejos

El éxito en la gestión de proyectos complejos se ayuda del uso de la tecnología, aplicada al tratamiento de la información y a la comunicación; se guía por las técnicas, como el Diagrama de Gantt, CPM, Pert o las metodologías de crashing; y se sustenta en tres pilares, que son denominador común en el modo de administrar y liderar un proyecto de los roles más experimentados:

  • Sistematización.
  • Personalización.
  • Actualización continua.

   

Gestión de proyectos complejos: cómo evitar los errores más frecuentes

Quienes ostentan una responsabilidad de este calibre aprecian la objetividad en los datos, la claridad en el análisis y la perfección en los métodos. Todos coinciden que un proyecto que se ha gestionado con éxito ha finalizado en el plazo esperado proporcionando resultados de calidad y sin malgastar ni un solo recurso, ni humano ni económico.

La dificultad viene dada, primero, porque todas las variables que resultan en la consecución del proyecto están interrelacionadas; y segundo, porque en un proyecto complejo el volumen de actividad alcanza niveles difíciles de monitorizar, situación que suele tornarse aún más complicada de controlar si se tiene en cuenta que las tareas no sólo se suceden, sino que se simultanean, con todo lo que ello implica.

 

En un entorno de este tipo, existen algunos errores que se deben evitar:

  • No haber planificado tiempo extra, sobre todo en las primeras fases del proyecto.
  • Descuidar pequeñas variaciones, en los plazos o en el presupuesto que, a pesar de su mínima incidencia presente pueden crear una tendencia difícil de corregir más adelante.
  • Carecer de información precisa acerca del desarrollo de proyecto, especialmente en lo concerniente a la ejecución y consecución de actividades y al flujo de recursos.
  • Permitir licencias en relación a la calidad.
  • No advertir a tiempo la pérdida de motivación del equipo.

La experiencia, la preparación y la información son las armas que los responsables de la gestión de proyectos complejos pueden usar en su favor ante las circunstancias adversas.

Quienes ya están listos para hacer frente a los altibajos de un proyecto, la presión de la administración de equipos, las negociaciones y los plazos, son personas con capacidad para:

  • Actuar proactivamente para, en base a una estrategia predefinida, buscar la mejora continua en la gestión de proyectos.
  • Apoyarse en  las nuevas tecnologías para multiplicar su alcance reduciendo tiempos de respuesta y minimizando el riesgo.
  • No temer al cambio.
  • Planificar, sin dejar de comprender el dinamismo que todo desarrollo de proyecto lleva implícito.

Compartir este blog

Posts Relacionados

Cinco proyectos innovadores de éxito en España 

VER POST

Cómo gestionar con éxito un proyecto innovador 

VER POST

Como proteger el éxito del proyecto con el método ... 

VER POST