Tendencias & Innovación

LOS DISCAPACITADOS EN EL MUNDO LABORAL

Las empresas deben cumplir la Ley de Integración Social de Minusválidos (Lismi), que obliga a las empresas de más de 50 trabajadores a reservar el 2% de los puestos a personas discapacitadas, pero esta Ley sólo la cumplen una de cada tres empresas. ¿Dónde se encuentra la Ley que las penalice? El número de personas discapacitadas representa un 5,3% de la población activa. ¿Dónde se encuentra la tolerancia e igualdad que decimos tener?

Las personas discapacitadas tienen grandes problemas para conseguir un trabajo, desde que las empresas creen que no realizan correctamente su tarea hasta que deben buscar una adecuada. También cabe mencionar las asociaciones que ayudan a estas personas, como por ejemplo la ONCE, que crea bastantes puestos de trabajo.

Para que este problema acabe deberíamos empezar por que la sociedad acepte a las personas tal y como son, con sus ventajas e inconvenientes, y entonces podremos hablar de la igualdad que tanto exigimos.

Encontrar trabajo es difícil, con una discapacidad aún más. Y aunque se han puesto en marcha leyes para apoyar el colectivo, en muchas ocasiones no cumplen su función.

Un problema que afecta no sólo al entorno más próximo de este colectivo, sino también a la sociedad en su conjunto, que debe exigir una gestión ética y eficiente del dinero público destinado a integrar a las personas con discapacidad.

La falta de inspecciones puntuales por parte de la Administración Pública y los vacíos en la Ley General de Discapacidad alimentan el desconocimiento que tienen las empresas sobre la contratación de personas con discapacidad, lo cual deja a gran parte de este colectivo fuera del mercado laboral ordinario.

El Ministerio no lleva la cuenta de cuántas empresas incumplen la ley, pero un estudio de la consultora Leialta afirma que son un 81%; un vacío de datos que deja aún más desamparado el colectivo con discapacidades.           

                                                                                                                                                                                      

Hay Inspecciones insuficientes, en España hay más de 22.000 empresas con más de 50 empleados. Como dato, en 2014, se inspeccionaron 3.343 y 129 fueron sancionadas por algún incumplimiento de la ley de discapacidad, según el informe Anual de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social.

Las compañías deben comunicar cuántos empleados con discapacidad tienen. Los datos se cruzan con los del SEPE y cuando se detectan incoherencias acude la inspección. España tiene que acercarse al nivel de algunos países europeos como los nórdicos en materia de inspecciones. Estamos muy por debajo.

 

Compartir este blog

Posts Relacionados

Recursos Humanos o humanos con recursos 

VER POST

Proyectos sociales innovadores que transformaron s... 

VER POST

Proyectos sociales: para project managers con una ... 

VER POST