Project Management

Los secretos de una buena estructura de descomposición de producto

Los secretos de una buena estructura de descomposición de producto

La estructura de descomposición del producto (EDP) es una herramienta de gestión de proyectos y una parte importante de su planificación. Este sistema está orientado a la tarea de subdividir cada proyecto en componentes de productos. La estructura jerárquica de productos define subtareas o paquetes de trabajo y describe la relación entre ellos, proceso que ayuda a organizar y definir el marco de trabajo de un proyecto. Las tareas del proyecto se representan gráficamente en forma de listas u organigrama (representadas en forma de estructura de árbol) en la estructura de descomposición del producto. Este plan muestra los componentes del producto y las responsabilidades que implica la consecución de cada componente. Los componentes del producto están representados por cajas en el gráfico. El proceso de construcción de la EDP es iterativo y trabaja en conjunto con el desarrollo de las descripciones de los componentes de productos, el diagrama de flujo del producto y los escenarios de usuarios y pruebas de aceptación.    

 

¿Qué consigue una estructura de descomposición del producto bien formulada?

Entre los objetivos de la técnica de descomposición del producto se encuentran:

  • Aportar una visión completa y presentada de forma muy gráfica de los productos y componentes que se requieren para la consecución de un proyecto.
  • Descomponer un producto complejo en componentes de producto más manejables y de menor tamaño.
  • Transformar la complejidad en simplicidad.
  • Mejorar la comunicación y ganar en capacidad de actualización.
  • ¿Para qué se puede utilizar una estructura de descomposición del producto?

 

La estructura de descomposición de producto cuenta con muchas utilidades para el proyecto en sí y para la función de gestión que el Director de Proyecto lleva a cabo. Algunas de las ventajas más importantes de aplicar esta técnica son:

  • Al visualizar el producto y sus componentes de una forma tan clara, se produce una mejora instantánea de la comunicación que ayuda también a reducir malentendidos.
  • Descompone los elementos integrantes de cada producto en subcomponentes, facilitando el establecimiento de prioridades al diferenciar claramente cuáles aportan más valor y han de ser gestionados con diligencia y cuáles pueden aparecer más tarde en el proceso de desarrollo. Para ello se inspira en los principios de la gestión de proyectos ajustada (Lean management).
  • Esta técnica, utilizada de manera conjunta con el diagramade flujo del producto, identifica de forma muy precisa el orden en que se ha de proceder a la ejecución de los componentes de cada uno de los productos de que consta el proyecto. Esto permitirá que el equipo pueda desarrollar de forma progresiva las descripciones de los productos que lo componen, ganando en calidad y reduciendo fallos.
  • Posibilita de manera real el alcanzar la eficiencia en una ejecución progresiva, en vez de imponer el desarrollo simultáneo (con el consumo de recursos que implica), cuando no es absolutamente necesario.
  • El tipo de planificación del proyecto que se deriva del trabajo con la estructura de descomposición de producto facilita las modificaciones, por lo que se gana en actualización y ello redunda en una mejor y más válida comprensión de la configuración.

 

Principales diferencias entre la estructura de descomposición de producto y la estructura de desglose de trabajo

Pese a que su denominación es tan similar que puede llevar a error, aunque entre ambas técnicas existen muchas analogías y si bien suelen emplearse de forma complementaria en multitud de proyectos, la estructura de descomposición de producto y la estructura de desglose de trabajo no son lo mismo. La siguiente tabla recoge algunas de sus diferencias más reveladoras:  

Estructura de descomposición de producto Estructura de desglose de trabajo 
Se basa en los entregables. Se centra en el trabajo necesario para obtener los entregables.
Marca la dirección en la que trabajar y orientar la toma de decisiones. Explica el modo de llegar al destino, las acciones a tomar para alcanzar los objetivos marcados (entregables).
No representa procesos. Se basa en procesos, actividades, tareas, fases e hitos.
Se crea al inicio del proyecto y ayuda a visualizar su alcance. Su elaboración corresponde al momento de comenzar a trabajar con las especificaciones.
Es anterior a la estructura de desglose de trabajo. Se nutre de la estructura de descomposición de producto.

 

Ebook GRATIS: Etapas de un proyecto

Compartir este blog

Posts Relacionados

Tres problemas comunes en la gestión de proyectos ... 

VER POST

Cómo optimizar la gestión del plazo de un proyecto 

VER POST

Cómo planificar las actividades de un proyecto sin... 

VER POST